Año nuevo, vida nueva. por Psi. Isaura Díaz

¡Bienvenidas al blog!

Estamos arrancando el año con todo y por supuesto que los propósitos de año nuevo están a la orden del día. Muchos de ellos están relacionados con la salud. Algunos deciden dejar de fumar, otros ir al gimnasio o llevar una mejor alimentación. Yo por ejemplo, me propuse ya no tomar tanto refresco, es que vivir en la playa y no beber cerveza me orilló a refrescarme de otra manera…Pero bueno, no me quiero desviar del tema.


Esta primera semana del año ha estado inundada en las redes sociales con memes sobre el recalentado, lo que falta por comer y cómo estamos “regordeados”. Y está bien, al fin así somos los latinos y sobre todo los mexicanos, le vemos el chiste y la sátira a todo, pero debemos frenar un poco y pensar en qué tanto nos afecta.


Como mujeres, siempre queremos vernos bien, estar súper fit y vestirnos bien con la ayuda de Berenjena por supuesto. Todo está muy bien, como ya lo habíamos platicado en “Como te sientes, te ves”, a veces echarnos ganitas, nos ayuda a sentirnos mejor con nosotras mismas, Pero ¿Es realmente lo más importante?
Si nos hemos puesto como propósito de año nuevo: bajar de peso, ir más al gym, cerrar el buche y ya no tragar como puerco, no sólo está en decir “me lo propongo”. Para poder llevar a cabo mis propósitos necesito tomar la decisión y mantenerme. Esto implica algo más profundo: ¿Por qué quiero bajar de peso, ir al gym, cerrar le boca y ya no comer?
En realidad debo preguntarme: ¿Qué hay en mí que no me gusta? ¿Por qué no me gusta? ¿puedo cambiarlo?
Podemos realizar lo que queramos, lo que sea, pero debemos hacer consciente la emoción que nos motiva a realizarlo. Muchas veces puede ser que fuimos víctimas de bullying por algún defecto físico o que la ropa que más nos gusta ya no nos queda o por gustarnos más a nosotras mismas. Entre más hagamos conscientes esta emoción, más podremos aferrarnos al cambio.
Por otro lado y creo que es lo más importante: Aceptar quién realmente somos y entender que lo que más hay que cuidar es el interior. En la manera en la que reforcemos nuestro ser y nuestra esencia es la manera en la que habrá más aceptación. Nos han sido impuestos estándares de belleza a los cuales es muy difícil acceder, que ni 100 horas a la semana en gimnasio lo lograrán, somos mujeres comunes, que estamos sentadas en la escuela 8 horas al día, que algunas somos mamás jóvenes, o estudiamos y trabajamos en el día y en la noche tenemos que llegar a hacer tarea, trabajos o a estudiar para los exámenes, mujeres que no sólo luchan por verse bien sino sentirse bien emocionalmente,
porque los problemas siempre van a estar, en la casa, con los padres, el novio o amigos y sobre todo esto nos exigimos vernos perfectas y no es justo para nosotras ni nuestro cuerpo.


Este año nuevo te propongo que te propongas ser tú misma, luchar por lo que quieres, amar más que el año pasado, apasionarte más por un libro y menos por tu peso, que tengas cuidado con las pastillas de adelgazar, con el ejercicio excesivo y tengas menos cuidado con comer todo lo que te encanta y beber lo que te gusta sin caer en los excesos.

 

Este año es tu año, no porque el 2018 tenga una especie de magia o algo así, tú tienes que hacerlo tuyo!

 

¡HASTA LA PRÓXIMA!

http://picasion.com/

Psicologa. Isaura Díaz
SI QUIERES MÁS INFORMACIÓN O TE INTERESA
ALGÚN TEMA:

contacto@berenjena.com.mx

Leave a comment